Planificar comidas saludables

Planificar es la clave para la preparación de comidas saludables

La planificación de comidas saludables puede ser difícil, especialmente si se cocina para una familia que está acostumbrada a una rutina de comidas poco saludables. Con algunos conocimientos de nutrición básica, sin embargo, puede lograr que su familia coma sano incluso sin darse cuenta.

La clave para crear comidas saludables es planificar

Planificar las comidas para una semana y asegurarse de que cada semana tiene todos los ingredientes necesarios. Evite dejar de preparar comidas saludables porque no tiene un tomate, porque le falta un elemento. Planifique sus comidas antes de salir a la compra, prepare una lista de los ingredientes necesarios. En la compra es importante adquirir sólo los alimentos que están en su lista y evite las tentaciones de compra impulsiva de productos innecesarios y poco convenientes, no se deje ilusionar por las técnicas de venta, por la apariencia de los productos, por la publicidad. Esta previsión ayuda también a mantener el coste de los alimentos en un mínimo, porque va a comprar alimentos naturales, menos costosos, en lugar de alimentos procesados.

Actualmente se dispone de una buena variedad de elementos para cocinar que pueden ahorrar tiempo tales como cocinas lentas, útiles para cocinar al vapor, herramientas de cocina programables y microondas que también son útiles, y no todo lo que pasa por el microondas tiene que ser insalubre. Una olla lenta programable permitirá cocinar los alimentos todo el día mientras está en el trabajo. Cuando llegue a casa, tendrá una comida deliciosa y saludable, esperándole y a punto para toda la familia.

En los fines de semana puede preparar comidas de antemano y guardarlas en recipientes seguros. Cuando se está ocupado o ocupada por las tardes por acompañar a sus hijos en los juegos deportivos o prácticas, enseñanzas complementarias, lo que se puede usar es una comida saludable ya preparada con anterioridad. Existe variedad de comidas saludables que se preparan en casa y se guardan para el resto de la semana. Esto no sólo es aplicable en una casa familiar sino también en una casa individual.

Cuando se esté planeando las comidas de la semana, preparar un programa de las comidas de cada día y la rutina diaria. Esto ayudará a decidir qué días son mejores para ciertas comidas. Por ejemplo, quizás se tenga tiempo para cocinar algo adicional y especial el viernes por la noche, pero el resto de la semana es tan agitado, que no se sabe si será posible. Puede planificar esas recetas especiales que quiere intentar para el viernes y, para los otros días más ocupados preparar otras comidas más sencillas pero saludables.

Venga deja una respuesta

Este sitio web utiliza cookies política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies